Tu diario. Libertad de expresion

Visite nuestro patrocinador                     Visite nuestro patrocinador

Tel. Alhaurin.com 678 813 376 Telf. de interés Su opinión Clientes Colaboraciones Normas de Alh.com Buscador Anúnciese aquí Hemeroteca Todas las carpetas •4 usuarios en línea • Martes 24 de Noviembre de 2020

Elecciones Generales del 9-M

Mariano Cabrero Barcena. 08.03.08 

Las próximas Elecciones Generales del 9-M –sus votos–, nos dirán inequívocamente que, sin duda alguna, el PP las perderá. Y hablarán los votos, y  no precisamente por los méritos hechos por el señor Rodríguez Zapatero, sino por los desméritos de Mariano Rajoy: se paso los últimos cuatro años profiriendo un “no rotundo” a todo el programa desarrollado por el actual presidente del Gobierno Español, señor Rodríguez Zapatero, que uno entiende que algo hizo  bien. Los debates–nº 1 y nº 2–no han servido para nada: se han leído estadísticas, ha habido afirmaciones de odio y mal entendimientos entre los partidos mayoritarios del Estado español, ninguno de los contendientes han echo examen de conciencia mediante la analización de los errores cometidos:...según palabras de Rajoy y Zapatero, el PP y el PSOE son los mejores, y han dado a entender al pueblo español que la culpa nació huérfana. Urnas y votos, votos y urnas decidirán el fututo de España durante los próximos cuatro años.

 


Rajoy no inspira ni atrae al electorado. Esto lo sabíamos todos. Quizá Alberto Ruiz-Gallardón podría haber ganado las elecciones, quizá Alberto Ruiz-Gallardón representa una derecha más razonable y menos extremista, quizá Alberto Ruiz-Gallardón hubiera representado a la juventud de derechas que piensa...que se puede dialogar con la izquierda española, aunque haya que ceder en algún punto de su ideario político....Pero siempre respetando y cumpliendo con la vigente Constitución española de 1978. Y es que el PP va a perder por sus propios méritos–mínimos, diría yo-, y el PSOE va a ganar por la ineficacia del  partido de la Oposición en el Congreso de los Diputados. El eje de la política española–PSOE y PP–no ha funcionado. Y esto ha sido nefasto para la Nación española.

Le pregunte a un buen amigo mío: “Viste los debates (I Y II)”. “Desde luego que no”, me contestó. “Ya sabes que... de poco sirven. Todas o casi todas declaraciones son mentiras disfrazadas con verdades a medias. Llevan preparadas estadísticas, y prometen y más prometen proyectos, planes de inversión, control de los precios..., para después quedar todo en “agua de borrajas”. Y siguió diciendo: “ Por lo que he oído estuvieron muy mal los dos–Zapatero y Rajoy–, pues no fueron ellos–sus personas–las que hablaban e   intentaban razonar, sino sus dossiers ya prefabricados, habiendo faltado la espontaneidad de ambos interlocutores, y esto ya estaba cantado”. Piensa uno que ha habido entre ambos contendientes un enfrenamiento constante: posiblemente, y así lo creo firmemente, a nadie le han cambiado la intención de voto que ya tenían, aunque ha sido positivo que haya estos debates políticos, pues quizá algún día saquemos algo en limpio los españoles... de estos espectáculos televisivos.

Y al final, muchos de mis conocidos me confesaron que “terminaron haciendo zapping por el interior de ‘la caja tonta’, como casi siempre hacen, dada la mala calidad que nos muestran a diario nuestros canales televisivos”. Pues cierto es que la política es una arte, y como tal hay que practicarlo. Pudimos comprobar la prepotencia con se expresaron ambos contendientes, para al final no comunicar nada nuevo de lo que ya sabíamos. Vamos, que los debates resultaron poco amenos. Se contradijeron, se censuraron...repitiendo más de lo mismo. Se pregunta uno dónde quedaron esas propuestas–programas–que hubieran sido necesarios escuchar para poder mover un electorado, que en estos momentos se haya indeciso, respecto a cuál de los dos contendientes deben entregar su voto. Había que cambiar nuestro sistema electoral en el sentido de poder elegir, y de forma abierta, a los candidatos de cada partido: listas abiertas, y no listas cerradas que son con las que estamos funcionando en estos momentos. Todo esto se andará, Dios mediante.

Zapatero desilusionó y Rajoy también. Han sido y son incapaces de formar un gobierno de coalición, cuando entre ambos poseen más del 80 por ciento de electorado. ¡Qué pena me dieron ambos!

Rajoy se pasó ambos debates buscando una niña imaginaria–que con anterioridad ya había aparecido en México–, y en su lugar debiera haber buscado, y la encontraría...a “mi chica de los ojos verdes”, ésta es la chica que debió buscar Rajoy: la recuerdo sola…Es decir, tratar  de buscar y encontrar a esa España unida y compacta de las autonomías: donde se respete la Constitución de 1978, el orden público, donde no se mate y se robe a cada momento del día o de la noche, donde no se mate o se violente cada quince días a una mujer–española o extranjera–, hechos ejecutados por los energúmenos de turno. Esa es la chica que debe buscar y que no encontró y que es incapaz de buscarla, que no es sino esa España que ya debiera de caminar en Europa a la altura de Francia y Alemania, pues el rodaje que llevamos recorrido desde el año 1978 ha sido ya suficiente para figurar en la UE como un país comprometido e influyente en tareas políticas de envergadura .Y los cierto es, que hoy por hoy, nadie desea saber nada de nosotros los tristes y olvidados españoles.

Espero que entienda de una vez por todas, señor Rodríguez Zapatero, que el pueblo español desea votar, y concretamente los votantes del PP y el PSOE y el resto de los partidos políticos, eligen que después del 10 de marzo –gane quien gane–, gobierne de verdad y sin pactar con los nacionalismos–partidos minoritarios que se me antoja son excluyentes, y no desean la unidad de España en la que no creen: a estos nacionalismos me refiero: hay otros nacionalismos ERC, BNG... que tienen su derecho como lo demás a participar en el Gobierno español, siempre y cuando respeten y acaten la Constitución de 1978.

Se trata de gobernar con el voto de los que deseamos el bien de España, y, desde luego facilitar la investidura de aquel que salga elegido, que posiblemente será usted. Gobierne, señor Zapatero–que no lo ha hecho en la pasada legislatura–,pero gobierne con sentido común–que es el menos común de los sentidos–, facilitando y fomentado acuerdos con el PP, con CIU, con... cualquier formación política que consiga  cohesión y fortalecimiento suficiente para llevar a España en una travesía que termine en un feliz y ancho puerto estable y responsable, donde el terrorismo español no tenga tregua alguna...si no cumple con el principal de los requisitos que les acercaría al pueblo español: entrega paulatinamente sus armas...Sea inteligente, señor Zapatero, y piense y mire hacia adelante, levantando ese “listón político” que está caído por los suelos españoles. A esto le llama uno “tener grandeza política”.Y le digo aún más: “Los votos son como las hojas, que se marchitan en el invierno para nunca más volver”.

Esta noticia ha recibido 2233 visitas       Enviar esta noticia



<-Volver

Artículos de opinión y colaboraciones:
Animamos a los alhaurinos a expresar sus opiniones en este periódico digital. Alhaurin.com no se responsabiliza del contenido o datos de dichas colaboraciones. Todo escrito debe traer necesariamente, incluso si quien escribe es un colectivo: Nombre, apellidos y un teléfono de contacto del autor. Envíe su artículo o carta a: redaccion@alhaurin.com
Alhaurin.com Periódico Independiente · Alhaurín de la Torre · Málaga. Dep. Legal: MA-1.023-2000. Andalucía Comunidad Cultural S.L. Servidor de Internet. Director: Alejandro Ortega. Delegado: Federico Ortega. 952 410 658 · 678 813 376
Webs que alojamos:
contador
visitas desde nov. 1998