logo

Tu diario. Libertad de expresion

Visite nuestro patrocinador                     Visite nuestro patrocinador

Tel. Alhaurin.com 678 813 376 Telf. de interés Su opinión Clientes Colaboraciones Normas de Alh.com Buscador Anúnciese aquí Hemeroteca Todas las carpetas •8 usuarios en línea • Sábado 28 de Marzo de 2020
banner

Casas de aperos

Francisco Pérez Ríos. 19.07.10 

Las casitas de apero ya pagan IBI en Alhaurin de la Torre , su concepto (urbana e inmuebles diseminados - DS no urbanizables, ciertamente un tema complicado que dudo que las Administraciones Publicas hayan resuelto de una forma eficaz para todos aunque totalmente legal, para hablar de las mismas son las personas preparadas en estos asuntos y les cuesta hacerlo para un neófito como el que suscribe exponer el problema es por lo menos engorroso, pero en todo caso siendo afectado pues también se  puede analizar el mismo superficialmente.

Existen casas de apero con antigüedad  de 100 años, que verdaderamente su misión actual es la de servir para lo que fue construida, guardar aperos de labranza, algunas recolecciones de frutos agrícolas, guarecerse de las inclemencias del tiempo etc. o en muchos casos abandonadas, ya es conocida la treta extendida por todo el territorio español de hacer de las casas de aperos viviendas de lujo, chales, mansiones etc., ante la supuesta pasividad  de alguna Administración competente. En todo caso las nuevas revisiones catastrales han conseguido dar de alta estas casas de aperos como bienes urbanos y por lo tanto pagan por el indicado concepto, acompaño una ordenanza municipal sobre casas de aperos que he podido conseguir de Internet como ejemplo, que en definitiva afectaría al pueblo o ciudad que la ha desarrollado.

ORDENANZA DE LA INSTALACIÓN DE CASETAS DE ALMACENAMIENTO DE APEROS DE LABRANZA, EN EL SUELO CLASIFICADO COMO NO URBANIZABLE

Exposición de motivos

En el PGOU aprobado se contiene la ordenación y normativa de las diferentes clases y categorías de suelo que establece la normativa urbanística vigente, estableciendo los criterios necesarios para desarrollar las actuaciones posibles en cada uno de ellos. De este modo, se contiene una regulación pormenorizada de los usos y actividades permitidas en el suelo no urbanizable, conforme a los principios de sostenibilidad y respeto al medio ambiente y al entorno que impregnan e informan el conjunto del Plan General.
Sin embargo, esta normativa contenida en el PGOU no puede ser exhaustiva, de modo que agote la totalidad de ámbitos que pueden afectar a las actuaciones permitidas en cada tipo de suelo, debido a que su complejidad y extensión conllevaría la introducción de un texto normativo enormemente amplio y de difícil manejo. Por ello, hay cuestiones que han de ser objeto de una interpretación posterior, que permitan adoptar unos criterios generales de obligado cumplimiento para la ejecución de determinadas actuaciones, con un absoluto respeto del contenido del Plan General.
En el caso del suelo no urbanizable, una de las actuaciones más características y tradicionales es la instalación de las denominadas "casetas de almacenamiento de aperos de labranza", como elementos asociados a la actividad agraria desarrollada en el suelo de esta clase. El PGOU aprobado permite su instalación, pero no contiene una regulación detallada de los criterios técnicos de construcción y ornato que han de observar los promotores de tales actuaciones, por lo que es preciso que se establezcan de forma general e indubitada.
Con la aprobación de esta Ordenanza se pretende establecer estos criterios técnicos, de manera que dichas construcciones no pierdan su carácter eminentemente rural y se minimice, en cuanto sea posible, su impacto en el entorno que las rodea.
Artículo 1. Objeto y ámbito de aplicación.
La presente Ordenanza regula la actuación  y el ejercicio de sus competencias urbanísticas respecto a la verificación de la construcción y uso de las edificaciones denominadas "casetas de almacenamiento de aperos de labranza", establecidas en el suelo no urbanizable de su Término Municipal.

De conformidad con lo anterior, el ámbito de aplicación de la presente Ordenanza abarca todo el suelo del Término Municipal un municipio,  clasificado como Suelo No Urbanizable.
Artículo 2. Definición.
Se define "caseta de almacenamiento de aperos de labranza" como una pequeña construcción de carácter provisional y auxiliar, vinculada a la explotación agraria.
Su carácter provisional supone la necesidad de que la construcción se encuentre asociada a una explotación agraria. De este modo, aunque estas instalaciones se construyan con elementos materiales de las construcciones permanentes, en el momento en el que cese la actividad agraria asociada deberá eliminarse la caseta de almacenamiento de aperos.
Artículo 3. Usos.
1. Las casetas de almacenamiento de aperos de labranza tendrán uso exclusivo de guarda de aperos y útiles de labranza. En ningún caso podrán destinarse estas edificaciones para uso de vivienda o recreo, por lo que queda terminantemente prohibida la instalación de cocinas, baños u otros usos propios de las viviendas.
Como excepción, se permite la instalación de un pequeño aseo para cubrir las necesidades higiénicas del agricultor. Asimismo, se permitirá una toma de agua para limpieza de la propia caseta y de los aperos almacenados en ella.
Artículo 4. Condiciones generales de edificación.
Conforme establece la normativa contenida en el PGOU, las condiciones generales de edificación en el suelo clasificado como no urbanizable son las siguientes:
1. Acceso: Los edificios deberán tener acceso rodado mediante carretera, camino público existente o camino de nuevo trazado que deberá proyectarse por el promotor del edificio. La apertura de caminos estará sujeta a la previa obtención de licencia urbanística y, si no está incluida en un plan o proyecto aprobado, deberá justificarse en función de las necesidades de la explotación agraria o del acceso a alguna de las construcciones o instalaciones.
2. Movimientos de tierras: Cuando la topografía del terreno exija para la implantación de la edificación la realización de movimientos de tierras, éstos no podrán dar lugar a desmontes o terraplenes de altura mayor de 1 metro, ni exigirán la formación de muros de contención de altura superior a 1 metro, y en el proyecto se resolverá, dentro de la parcela, la circulación de las aguas pluviales.
3. Protección del arbolado: Las obras no podrán conllevar la tala de una superficie superior al 5% sobre la que ocupa en planta la edificación, debiendo conservarse integrados en el espacio no edificado de la parcela.
4. Abastecimiento de agua: Cuando la conexión a la red no resulte posible, los proyectos de edificación deberán garantizar el caudal mínimo de agua necesario para la actividad (en cumplimiento de lo establecido en el Decreto 928/79, de 16 de marzo, sobre garantías sanitarias de los abastecimientos de agua), a partir de la red municipal o de manera autónoma. Asimismo, se deberá justificar la potabilidad del abastecimiento de agua a éstas, de acuerdo con los datos y análisis de la Administración Sanitaria.
5. Igualmente, se preverá el sistema de eliminación o traslado hasta un vertedero público autorizado, de los residuos sólidos.
6. Condiciones estéticas: Las construcciones habrán de adaptarse al ambiente rural en el que se sitúen. Para ello, cumplirán las siguientes condiciones:
a) La composición de fachadas, cubiertas, huecos y otros elementos arquitectónicos se adecuará a los modelos de la arquitectura tradicional de la zona, excepto en las construcciones cuya actividad exija un diseño específico.
b) Todas las paredes tendrán tratamiento de fachada, prohibiéndose las medianeras y se tratarán con materiales y colores adecuados al entorno.
c) Las cubiertas inclinadas serán de teja, excepto en las edificaciones ligadas al uso agrícola o edificaciones auxiliares en las que se permitirán otros materiales homologados.
7. Condiciones higiénicas: los edificios cumplirán las condiciones de habitabilidad, higiene y seguridad que se establece en las normas urbanísticas del PGOU.
Artículo 5. Condiciones específicas de la edificación de casetas para almacenamiento de aperos de labranza.
Conforme establece el artículo 636 del Texto Refundido de las Normas Urbanísticas del PGOU, las condiciones específicas de la edificación vinculada a la explotación agraria, de casetas para almacenamiento de aperos de labranza, son las siguientes:
a) Se separarán cuatro metros de los linderos de los caminos y tres metros de los linderos de las fincas colindantes.
b) Su superficie no superará los cincuenta metros cuadrados.
c) La altura máxima de sus cerramientos con planos verticales será de tres metros y la máxima de cuatrocientos cincuenta centímetros.
d) Podrán instalarse en cualquier parcela, con independencia de su tamaño.
Artículo 6. Emplazamiento.
En virtud de lo establecido en el artículo 636 del Texto Refundido de las Normas Urbanísticas del PGOU, las casetas de almacenamiento de aperos de labranza podrán instalarse en cualquier parcela con independencia de su tamaño. La edificación se situará en aquellos lugares de la parcela en los que la incidencia en el paisaje sea la menor posible.
En determinados casos, por razones justificadas de acomodación al paisaje, el Ayuntamiento podrá exigir la plantación de elementos arbolados que ayuden a la integración paisajística de las casetas para almacenamiento de aperos de labranza.
Artículo 7. Separaciones mínimas.
Conforme a lo establecido en el artículo 5, las casetas de almacenamiento de aperos de labranza se separarán cuatro metros de los linderos de los caminos y tres metros de los linderos con las fincas colindantes. En cualquier caso las obras deberán situarse fuera de las zonas de afección o de dominio de otras Administraciones u órganos concurrentes (cauces, riberas y márgenes, carreteras, caminos rurales y vías pecuarias, líneas aéreas, zonas arqueológicas, etc.).
En cualquier caso, se deberá cumplir con lo dispuesto en la legislación sectorial específica, como el Real decreto Legislativo Ley 1/2001, de 20 de julio, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley de Aguas; la Ley 8/2001, de 12 de julio, de Carreteras de Andalucía; la Ley 3/1995, de 23 de marzo, de Vías Pecuarias; la Ley 54/1997, de 27 de noviembre, del Sector Eléctrico, el Decreto 168/2003, de 17 de junio, por el que se aprueba el Reglamento de Actividades Arqueológicas; así como cualquiera otra que fuera aplicable o que las sustituya o enmiende.
Artículo 8. Parámetros urbanísticos.
1. Se permitirá, con carácter general, una sola caseta por parcela catastral o, en su caso, por unidad de concesión o arrendamiento de terreno de monte público que figure en el parcelario del padrón municipal.
2. En virtud de lo establecido en el artículo 636 del Texto Refundido de las Normas Urbanísticas del PGOU de su superficie no superará los cincuenta metros cuadrados y la altura máxima de sus cerramientos con planos verticales será de tres metros y la máxima será de cuatrocientos cincuenta centímetros.
3. Queda prohibida la construcción de otros anexos o adosados que aumenten las superficies indicadas, siendo la caseta la única construcción permitida en toda la parcela. Se exceptúan los cobertizos para la protección de motores para pozos.
2. Para garantizar el cumplimiento del requisito anterior, deberán observar las siguientes condiciones:
A. La composición de fachadas, cubiertas, huecos y otros elementos arquitectónicos se adecuará a los modelos de la arquitectura tradicional de la zona.
B. Todas las paredes tendrán tratamiento de fachada, prohibiéndose las medianeras, y se tratarán con materiales y colores adecuados al entorno.
C. Las cubiertas inclinadas serán de teja, excepto en las edificaciones ligadas al uso agrícola o edificaciones auxiliares en las que se permitirán otros materiales homologado
D. Como materiales homologados se permiten aquellos que imiten las condiciones formales y estéticas de la teja o materiales ligeros (chapa) recubiertos de elementos vegetales (bayuncos, juncos, etc.).
3. La cubierta podrá ser inclinada o plana, no transitable sin pretil. No se permite ningún otro tipo de cubiertas.
4. Sobresaliendo de la cubierta de la casa de aperos sólo se permitirá la instalación de una chimenea, no pudiéndose colocar ningún otro elemento constructivo.
5. Se permitirá una terraza en alguna de las fachadas, siempre que no supere el ancho de la misma y que, en su caso, podrá estar cubierta a modo de porche con pérgola o marquesina ligera y sencilla en cuanto a materiales y proporciones. La estructura portante que la soporte será independiente de la estructura de la caseta de aperos y se podrán emplear elementos esbeltos fácil-mente desmontables, metálicos o de madera (en ningún caso podrán ser elementos estructurales realizados con acero, fabrica de ladrillo u hormigón) y, en su caso, la cubrición o techumbre deberá ser vegetal y perecedera (brezo, bayuncos, juncos, etc.).
6. Se prohíbe la utilización de fibrocemento, chapa metálica vista y teja de cualquier tipo para cubrir el porche. Igualmente, se prohíben los porches cerrados. La dimensión de éstos no computará a efectos del cálculo de la superficie máxima permitida.
7. La planta será preferentemente cuadrada o rectangular.
8. La fachada deberá tener como revestimiento exterior enfoscado pintado de color claro, preferentemente blanco. Queda prohibido el empleo de materiales no tradicionales para los revestimientos de fachada (salvo en zócalos) como alicatados o piezas cerámicas, ladrillo visto o sin revestir, chapa metálica, tablas de madera (incluido construcciones prefabricadas de madera), plásticos, fibrocemento, etc., así como cualquier otro tipo de residuo urbano.
9. Se podrán abrir huecos en las fachadas manteniendo una distancia mínima al suelo de 90 centímetros. Su forma y dimensión se adecuará a los modelos de la arquitectura tradicional de la zona.
En carpinterías y cerrajerías se autorizan los colores naturales como marrones y verdes o el propio de las maderas barnizadas.
10. En consecuencia con lo establecido en el presente artículo, se prohíbe la utilización de parámetros constructivos, materiales e instalaciones asimilables a los de las edificaciones residenciales.
Artículo 10. Licencias.
La construcción estará sujeta a la previa obtención de licencia de obra mayor, que se solicitará junto con el correspondiente proyecto de obra. En su solicitud, se deberá aportar una fianza de 600,00 en concepto de conservación de caminos y vías públicas, que será devuelta tras la verificación del final de las obras ejecutadas y la reparación de los daños ocasionados, si se hubiesen producido.
Al ser una instalación vinculada a la explotación agrícola, las tierras deberán estar en cultivo a la hora de obtener la preceptiva licencia y mantenerse así durante el uso de la misma, siendo obligatoria la eliminación de la caseta para almacenamiento de aperos de labranza una vez que la explotación agrícola cese.
Artículo 11. Documentación a aportar con la solicitud de la licencia de obras.
Con la solicitud de licencia de obra mayor para la construcción de una caseta para el almacenamiento de aperos de labranza, deberá aportarse la siguiente documentación:
q Solicitud debidamente cumplimentada.
q Acreditación del interesado:
DNI del particular.
Certificado expedido por técnico competente, justificativo de que la finca se encuentra en explotación y requiere la construcción de la caseta de almacenamiento de aperos de labranza.
q Impreso de estadística de edificación.
q Proyecto Técnico de Obra visado por el Colegio Profesional correspondiente, cuyo contenido será el necesario y suficiente que permita a los Servicios Técnicos Municipales conocer el objeto y detalle de las obras solicitadas, así como verificar que las mismas se ajustan a las determinaciones del planeamiento urbanístico en vigor. El Proyecto Técnico deberá incluir, como mínimo:
Memoria descriptiva y justificativa de la actuación, en la que se deberá hacer referencia a todas las condiciones urbanísticas de la misma y demostrar su cumplimiento:
Se deberá justificar la vinculación de la caseta a la explotación agrícola y presentar una descripción detallada de los cultivos existentes en la misma.
Se deberá justificar el cumplimiento de la superficie máxima (50,00 m2), certificando la inexistencia de otras edificaciones en la parcelas. En dicho apartado de justificación urbanística se debiera hacer referencia a los parámetros de altura, distancia a linderos, cauces fluviales y carreteras y desmontes y terraplenes. Plano topográfico de la parcela y de emplazamiento del edificio en la parcela, acotando la distancia a linderos, a otros edificios, a caminos o veredas, carreteras, cauces y elementos arbóreos (las obras no podrán conllevar la tala de ningún árbol).
Planos acotados a escala de plantas, alzados y secciones, para la completa definición del edificio proyectado.
Planos de estructuras acotadas, de cimentación acotados, de sección constructiva, planos de carpintería y acabados.
Presupuesto detallado desglosado por capítulos y resumen general de presupuesto.
Documentación fotográfica en color del entorno a fin de verificar la adecuación de lo edificado en su entorno, el cultivo de la parcela y las construcciones existentes, en caso de que las hubiere.
Estudio Básico de Seguridad y Salud y Pliego de Condiciones Técnicas.
En caso de que la edificación se encuentre situada en terrenos de titularidad municipal, se deberá presentar el documento de concesión por parte del Ayuntamiento. La licencia de obras estará sujeta a la obtención de la autorización municipal.
La solicitud de licencia se presentará en el Registro General del Ayuntamiento. En definitiva un artículo muy actual general y que únicamente afecta a nuestro municipio en que este año afecta en el sentido de cobro de alguna casa de aperos, por lo que respecta personalmente.

Esta noticia ha recibido 11374 visitas y ha sido enviada 2 veces       Enviar esta noticia



<-Volver

Artículos de opinión y colaboraciones:
Animamos a los alhaurinos a expresar sus opiniones en este periódico digital. Alhaurin.com no se responsabiliza del contenido o datos de dichas colaboraciones. Todo escrito debe traer necesariamente, incluso si quien escribe es un colectivo: Nombre, apellidos y un teléfono de contacto del autor. Envíe su artículo o carta a: redaccion@alhaurin.com
Alhaurin.com Periódico Independiente · Alhaurín de la Torre · Málaga. Dep. Legal: MA-1.023-2000. Andalucía Comunidad Cultural S.L. Servidor de Internet. Director: Alejandro Ortega. Delegado: Federico Ortega. 952 410 658 · 678 813 376
Webs que alojamos:
contador
visitas desde nov. 1998