logo

Tu diario. Libertad de expresion

Visite nuestro patrocinador                     Visite nuestro patrocinador

Tel. Alhaurin.com 678 813 376 Telf. de interés Su opinión Clientes Colaboraciones Normas de Alh.com Buscador Anúnciese aquí Hemeroteca Todas las carpetas •0 usuarios en línea • Martes 19 de Noviembre de 2019
banner

Llueve sobre mojado

Partido Popular de Alhaurin de la Torre. 06.01.10 

Hace unos días el ex alcalde socialista de Málaga, Pedro Aparicio, publicaba en las páginas del periódico Sur, un duro artículo de nombre “el gran timonel” http://www.diariosur.es/20100102/opinion/gran-timonel-20100102.html analizando el gobierno de su compañero el presidente del Gobierno, Rodríguez Zapatero. Un durísimo artículo al que no le falta razón y es que el regalo que han traído los reyes Magos de esos 50.000 nuevos parados a la lista del desempleo y que presupone que casi con toda seguridad a finales del presente mes de enero,  se alcancen los 4 millones,(según en INEM apuntados en la lista del paro, sin contabilizar desempleados en cursos de formación),  junto con la mala noticia que se espera también, de que el dato de la EPA (Encuesta de Población Activa)para 2010, mucho más realista y que se hará público el 29 de enero, traiga la mala nueva de que el paro registrado en España alcanza los 4,5 millones de desempleados. La foto de González y Zapatero juntos ,”los dos presidentes del paro”, el día que se hacen publico estas nefastas cifras dan idea de la falta de sentido y oportunidad que rige en Moncloa.


Nadie duda que la economía española está mal, muy mal y lo peor es que no se han puesto aún en marcha medidas para corregirla. España, sigue en recesión,  es el país de la UE más atrasado en cuanto a recuperación económica frente la crisis. Son datos objetivos  que el déficit publico es galopante y preocupante, los ingresos fiscales disminuyen por la falta de resultados positivos de empresas y pymes, el paro no deja de crecer, los impuestos han subido y esa no es una medida que ayude a la recuperación económica, no se ha logrado el pacto social entre trabajadores y empresarios que regule el mercado del trabajo y la banca (principalmente las cajas) no ha realizado aún su recomendada remodelación vía fusiones.

Este es el panorama económico, pero aún es más preocupante el panorama político. Rodríguez Zapatero se ha distinguido este año por adoptar una posición inverosímil que ha sido fruto de tomar posiciones arbitrarias de un progresismo anacrónico y una incompetencia técnica preocupante. Indisposición con los sectores conservadores con medidas como la del aborto o la ley de libertad religiosa. Indisposición con las clases medias aumentando impuestos como el Iva o retirando la bonificación fiscal de los 400 euros en el IRPF e indisposición con los sectores progresistas e intelectuales, que no digieren la levedad del personaje presidencial. En definitiva, no contenta a nadie y su nivel de confianza y liderazgo está bajo mínimos.

Esta no es la posición idónea para asumir el golpe que le viene y que lleva semanas intentando retrasar. Es la sentencia del Tribunal Constitucional sobre la inconstitucionalidad  del Estatuto de Cataluña aprobado en referéndum y con el apoyo explicito y público de Zapatero aquel aciago mitin en el Palau San Jordi de Barcelona. Dicha sentencia  ya está redactada,  a la espera del momento idóneo para que sea conocida y que los medios de comunicación progubernamentales de PRISA están convenientemente filtrando por entregas con globos sondas, para que la noticia cuando se produzca ocasione un mínimo impacto. Sin embargo, el terremoto que esta Sentencia va a producir en el panorama político, lleva aparejado unas consecuencias que se pueden traducir en un tsunami de resultados impredecibles sobre el gobierno del tripartido catalán, o de las relaciones entre el PSOE catalán y el español.

La política es el arte de lo posible y Rodríguez Zapatero se encuentra en una posición de huida hacia adelante buscando tiempo para que las aguas se amansen, pero las fuertes lluvias de estas navidades, parecen una premonición sobre lo que se avecina en los próximos meses, llueve sobre mojado y Zapatero ha agotado ya su reserva de paraguas. Las encuestas le dan una baja de popularidad en picado, el PP le aventaja en más de un 5% de voto declarado y existe tal crisis de confianza en el país, que los poderes fácticos han decidió tomar cartas en el asunto.

Si, efectivamente, los llamados poderes fácticos, la banca, las grandes empresas, casi todos los medios de comunicación, los que comen del presupuesto y prefieren un gobierno socialista moderado, viendo el desbarajuste nacional han dado a Zapatero por amortizado y “exigen” su recambio de forma urgente, creen que es la única forma de parar la caída en picado y que ese cambio de imagen relance un PSOE en franca debacle con destino final la travesía del desierto de la dura oposición. 

Zapatero se aferra a su sillón presidencial de la UE esperando remontar, sabiendo que el partido lo tiene domesticado y sin apenas oposición interna, pero ya hay voces que se alzan públicamente (véase ejemplo de Pedro Aparicio) y piden el recambio antes de que la cosa sea irremediable.

En ningún país de Europa esta situación sería soportable, pero España es diferente, con unos sindicatos domesticados, una oposición que encuentra dificultades , tras el caso Gurtel, en la forma de ser percibida como alternativa, unos partidos regionalistas que prefieren su propio beneficio en contra del interés general, una izquierda que busca el radicalismo de los socialistas, unos medios de comunicación que se encuentran impotentes o enfangados por las deudas en apoyo al gobierno y una justicia inane, amordazada, que no ha renovado el TC, ni tampoco el Consejo General de Poder Judicial gobierna  adecuadamente los juzgados, que se encuentran con continuas filtraciones interesadas a la prensa por parte de la Fiscalía General del Estado y además se encuentran paralizados los mecanismos que componen el sistema de equilibrio de un estado moderno y eficaz.

Esta situación es insostenible, y Zapatero sabe que no puede alargar esa agonía mas allá del 30 de junio cuando acabe el mandato presidencial de la UE y Obama haya visitado España. Para octubre hay previstas elecciones catalanas y se augura que también generales, lo que no sabemos es si Zapatero encabezará el cartel socialista. Se admiten apuestas.

Luis Bravo
Secretario de Comunicación del PP de Alhaurín de la Torre

Esta noticia ha recibido 2805 visitas       Enviar esta noticia



<-Volver

Artículos de opinión y colaboraciones:
Animamos a los alhaurinos a expresar sus opiniones en este periódico digital. Alhaurin.com no se responsabiliza del contenido o datos de dichas colaboraciones. Todo escrito debe traer necesariamente, incluso si quien escribe es un colectivo: Nombre, apellidos y un teléfono de contacto del autor. Envíe su artículo o carta a: redaccion@alhaurin.com
Alhaurin.com Periódico Independiente · Alhaurín de la Torre · Málaga. Dep. Legal: MA-1.023-2000. Andalucía Comunidad Cultural S.L. Servidor de Internet. Director: Alejandro Ortega. Delegado: Federico Ortega. 952 410 658 · 678 813 376
Webs que alojamos:
contador
visitas desde nov. 1998