Visite nuestro patrocinador

EL ARROYO NOS DEVOLVERÁ LA BOFETADA.  

Manuel Porcel. 30.03.04. La foto que adjunto, la del arroyo que atraviesa los polígonos, no es la secuencia de una mejora o reparación, es una invasión de su cauce para recuperar unos metrillos para especular un poco más. Al igual que en otras zonas se dice “la pela es la pela” aquí se dice lo mismo, pero más descarado, “el metro cuadrado es el metro cuadrado porque sale redondo”. 

Para los especuladores, oportunistas y caraduras el medio ambiente (sin entrar en demagogias) les da igual, viven su presente con agonía, ansiedad y avaricia como si todo se fuese a acabar, sin saber que lo están acabando ellos mismos. 

Este arroyo ya ha sufrido lo suyo desde que los sinvergüenzas empezaron a ver dinero en su entorno y sin contar con el peso específico que tiene este cauce. Lo han encauzado, estrechado, desviado, envenenado y descuidado. Los que lo vemos a diario nos entristece el panorama: El arroyo no tiene futuro, creemos que lo tenemos dominado cuando en realidad estamos en sus manos. 

Algún día despertará, -cualquier día-, cogerá lo que es suyo sin advertencia ni clemencia y caerán las primeras naves gemelas que se encuentre en su cauce (como símbolo del sinvergüencerío, inconsciencia e irresponsabilidad de los insaciables). Ese día caeremos los que estamos actuando en este incomprensible circo, los que no sabemos “nadar”, los que estamos dentro de las naves, en esos momentos las responsabilidades se difuminarán, no habrá ni un mal “venladen” de ellos a quien señalar, no pasará nada, y a seguir creando más gemelas por otros lares. 

No sé de quién es la responsabilidad política o técnica del estado del arroyo, si del Ayuntamiento, la Confederación o la Junta, me da igual. Creo que es de Confederación. Hace años, no se movía una piedra en las propiedades de Confederación de lo cual no estuviera informada, ¿ahora que pasa?. Por otro lado, hay personas, “de las que no saben nadar”, que no pueden especular ni con lo legalmente especulable, todo son problemas y premisas, pero otras, que son verdaderos “delfines”, parece que tienen “licencia para especular”, porque la verdad es que no se les resiste nada, como al 007. 

En el tema de los tintes no hay nada que hablar, unos días son verdes, otros morados y siempre el aspecto del arroyo es asqueroso. Creo que ha habido muchas denuncias de este tema pero no han servido de nada y por tanto, no marearé más el fango. 

Como comentario final, no sé lo que están haciendo en el arroyo, pero según las fotos están dejando un cauce de 1 mt., cuando metros más abajo es de mas de 4 mts. ¿Estarán intentando ensancharlo recuperando terreno del polígono que ya no se pueden vender a cambio de los que se recuperan que sí son sustanciosos?. Los “delfines” lo sabrán y los que orquestan el circo también.. 

Manuel Porcel

Alhaurín de la Torre a 02 de Noviembre del 2.001.

P.D. Casualmente hoy es el día de los difuntos, ¿me habrá influido el espíritu del arroyo para que escriba sobre él?.